Juegos de café y pegamento Imedio

otras manos te ofrendarán firmeza
y te convencerán
          mitinero amor
de amor

yo
y mis patosas manos
rácano avío te entregamos
entiéndelo, se nos cae

se
nos
cae

no me exijas castillos de naipes
con tiento se levantan
yo
pudiera darte percance



—¡Torpón! ¿Qué no rompes tú?
—Lo que no uso.




.

6 Comentarios:

Sarco Lange dijo...

Pero puedes hacerle un poema y así engrosar su patrimonio. Darle Fe.

chatnoir dijo...

¿Quién quiere castillos de naipes teniendo versos?
-aunque yo ahora con un bocata de jamón ya me conformaba...que hambre tengo y más pereza!-

Besos.

Occam dijo...

Los poetas soy hombres complicados, incluso raros a veces. No es difícil amaros, pero es vuestro Everest pediros que, en un acto de originalidad, de vez en cuando seáis mundanos.
Preciosa declaración de intenciones.
Pulgares arriba!!!

Mothman dijo...

Divinas manos torpes que juegan a necesitar ayuda, permitiéndonos ver que somos capaces de utilizar las nuestras.
...Menuda carretilla;)

Un abrazo

Bigmouth dijo...

Yo siempre estrecharé tu mano.
Un abrazo amigo.

jojoaquin dijo...

demos percance: no podemos dar lo que no tenemos pero sí lo que somos. Un abrazo, amigo

Textos del CdC bien peinados

Paisajes y paisanajes

Paisajes y paisanajes