Los viernes

Colgamos las maneras en el perchero
y al pensamiento, secuencia de incontables ahogos
le forzamos —a flor de piel o expatriado—
a palpar. Desnudos y dos
nos emperramos en la milenaria resta,
y con el abracadabro de piezas de puzle
que encajan en meditada maravilla
nos pulimos lentos
—veloz mentira a la luz sacas trecho—;
nos pulimos sabios
—lecciones no, lecciones no—;
nos pulimos artesanos
—homo manoseante—;
nos pulimos hasta que las palabras,
cual virutas garrafales, se amontonaron
mudas a nuestros pies, torpes criaturas
asombradas de lo que velaron.

Más tarde fumé.
Fumaste. Nos vestimos.
Pagamos la cuenta de la habitación
y regresamos al civilizado exilio del amor.






(En este sanvalentineo os deseo un feliz amor. Y, en la medida de lo imposible, un más feliz desamor todavía).

Dolk

2 Comentarios:

P MPilaR dijo...

este sanTURRÓN
lleva siempre las de ganar.
-igual venerado 'ben-erado' viernesHado que hecho polvo dominguero-
mejor si polvo
por un porsiacaso...
Nada, que no doy una a derechas


besos


calmA dijo...

Ud. si que se lo monta bien eh??

Gracias Antero, yo es que celebro Sant Jordi
pero la foto me encantó, se me ocurren varias cosas, todas retorcidas, claro.

Besos dislocados (es lunes)

Textos del CdC bien peinados

Paisajes y paisanajes

Paisajes y paisanajes