En la desmedida de lo imposible: un batir de brazos debiera bastar

Howard J. Felten. Editorial Peripatética. Género: biografía, autoayuda. 300 páginas.

Este año se conmemora el quincuagésimo aniversario del nacimiento de Trueman H. Simmons; ejemplo de tesón, superación personal y denodada fidelidad a un sueño que resplandecerá como luz y guía para las generaciones venideras. Enfrentado a sus colegas en el Instituto de Proyectos Aeronáuticos de Alabama, enfrentado a las Autoridades rectoras de la navegación aérea estadounidense, enfrentado a las principales compañías de aviación que veían peligrar su monopolio, y, por encima de todo y todos, enfrentado a la Ley de Gravedad —corpus legislativo que el profesor Trueman consideró injusto, superfluo y exterminador de lo mejor y más reconfortante del espíritu humano— nunca cejó en su empeño de posibilitar un imposible.

El epitafio del profesor Trueman H. Simmons, en el bello cementerio de la localidad de Wallingford, compendia lo que vendría a ser el lema existencial e impulso creador de este brillante investigador: «Si aprendiésemos a volar por nuestra cuenta y riesgo otros sueños nos cantarían».







Flávio Damm

1 Comentario:

P MPilaR dijo...

'pero no bastó.
y nos recompusimos como voladores de chicha y nabo'
*lo saben o intuyen los egregios soñadores.
tántos!*

Textos del CdC bien peinados

Paisajes y paisanajes

Paisajes y paisanajes